Cinco terroríficos hospitales psiquiátricos del planeta

Los hospitales siempre suelen causar escalofríos en quienes tienen que ingresar a ellos. Sin embargo, hay quienes temen acercarse a unos que no pueden dejar de hacer temblar a quienes viven cerca. Aquí van ejemplos de ellos.

  1. Manicomio Ararat, Australia

En 1867, este hospital australiano abrió sus puertas con el propósito de atender a todas las personas con problemas mentales que llegaran a sus puertas. Por sus instalaciones se atendieron a varios millares de enfermos. No obstante, los métodos que se utilizaban con este propósito no eran los mejores, ni los más humanitarios, y llegaron a causar el fallecimiento de más de 13 mil personas, durante todo el tiempo que funcionó el hospital. La mayoría de los pobladores que viven en la misma ciudad piensan que el hospital está lleno de espíritus que vagan por sus penas, y por ello les sorprendió en gran manera que en el 2001, se instalara una escuela en ese mismo edificio.

  1. Hospital Severalls, Inglaterra

Sin duda alguna, un hospital psiquiátrico siempre va a tener un ambiente de terror que lo rodea, y más si ya tiene mucho tiempo de existir. En Colchester, Inglaterra, existe uno que, a pesar de haber cerrado sus puertas hace un par de décadas, todavía sigue causando escalofríos entre los habitantes de la ciudad. Esto se debe a la cantidad de terapias sumamente agresivas que utilizaban para curar a los enfermos, y también a los que no lo estaban. Cuentan que hubo casos de personas que fueron ingresadas totalmente cuerdas, pero que tuvieron que soportar lobotomías, electroshock y muchas otras cosas porque nadie quería hacer caso de su cordura. Igualmente, un incontable número de violadas en el hospital queda en la memoria colectiva.

Los hospitales de los que hablamos pueden atemorizar bastante, por eso mejor recurre a los que son de confianza en la página: http://www.seccionamarilla.com.mx/categorias/hospitales-sanatorios-y-clinicas.

  1. Hospital Mental de Athens, Estados Unidos

Cuando se fundó este hospital en 1874, nadie pensó que se convertiría en uno de los sitios con mayor fama de fantasmas dentro de Estados Unidos. Llegando a atender más de 1800 enfermos con muy poco personal, la atención en los procedimientos no se desviaba, sino que se perdía en quiénes lo necesitaban y quiénes no. Así pues, no fueron pocos los casos de personas que murieron por recibir el tratamiento inadecuado. En los jardines hay más de 1900 lápidas que indican los números, no los nombres, de las personas que fallecieron en el interior de este recinto. Sin embargo, las sorpresas no terminan ahí. El estado de Ohio tiene restringido el acceso a los historiales de los pacientes atendidos en este lugar, lo que no sucede en los otros casos de los hospitales mencionados. Se necesita cierta licencia especial para poder ingresar a la información, firmando un contrato de confidencialidad. Finalmente, un caso reciente de una mujer que fue encontrada muerta en una sala un año después de su desaparición sirvió para contribuir a reforzar la fama maligna del hospital, que sigue circulando hasta nuestros días.

  1. Hospital estatal de Taunton, Estados Unidos

Ubicado en esa ciudad de Massachusetts, el hospital tiene muchas historias que contar a quienes creen en los fantasmas. Una de ellas, y de las que hay varios reportes de la época que aseguran su veracidad, es que varios médicos fueron sorprendidos llevando a la fuerza a los pacientes hacia el sótano. Una vez ahí, se encargaban de varios procedimientos relacionados con el satanismo. Incluso, muchos años después de esas acusaciones, se encontraron declaraciones de personas que se sentían intranquilas al acercarse a la puerta que bajaba al sótano, y también de algunos pacientes y doctores que vieron una sombra subir por la pared y posarse a verlos descansar encima de ellos. Y si esto te pareciera poco, ¿qué pensarías de una enfermera encargada de matar a los pacientes? Aunque no era por orden de sus superiores, Jane Toppan confesó haber matado a, al menos, 31 personas durante su trabajo como enfermera. Claro que inmediatamente fue ingresada para su “curación”.

  1. Manicomio Beechworth, Australia

En primer lugar de la lista, está este hospital que parece extraído de una película de terror cómico. Funcionando por más de 125 años, fue dirigido en sus inicios por un hombre que pensaba que la luna era un astro responsable de la locura del ser humano. A partir de ahí, no hay que decir mucho más. Las muertes superaron las 9000 víctimas, a pesar de que en sus primeros tiempos sólo llegó a atender 1200 pacientes. Pero era un sitio muy extraño. Las personas podían internar a cualquier persona con tan sólo firmar 2 papeles. Como sea, el número de muertos que no tenían explicación, y de desaparecidos que parecían haberse desvanecido de la tierra era verdaderamente alarmante. Sin embargo, en un hospital donde las paredes eran decoradas con frascos llenos de partes de seres humanos, no hay demasiado que esperar. El problema es que muchos de esos desaparecidos y muertos siguen rondando por el lugar, espantando a los que llegan al hospital.